Isla del Náufrago en CRÓNICA DEL ALBA

Editoriales independientes (1):
Isla del Náufrago


Como lo prometido es deuda, aquí va mi primera entrega dedicada a las editoriales independientes o microeditoriales.

Para empezar (así soy yo) he elegido una de las más atípicas, ya que en realidad Isla del Náufrago Ediciones es el proyecto editorial de la Asociación Cultural homónima, con sede en Segovia, una asociación sin ánimo de lucro que destina los beneficios de la venta de sus libros a fines culturales y a colaborar en proyectos de alfabetización en Latinoamérica.




También sus comienzos son peculiares. En estas fechas navideñas muchos se preguntan qué harían si les tocase el gordo de la lotería, y todos, aparte del consabido “tapar agujeros” coinciden en la idea de hacer realidad sus ilusiones. Pues bien, José Antonio Abella también lo tuvo claro. Burgalés polifacético: escritor, médico, escultor y agitador cultural, en 2008 ganó el prestigioso certamen de relatos Hucha de Oro, con una bolsa de 30.000 euros. Siempre soñó con editar, así que destinó el premio a ello y es así como nació en marzo de 2010 Isla del Náufrago.




Sus principales objetivos son, como explican en su web, el fomento de la lectura en pequeñas localidades alejadas de centros culturales y la promoción de autores avalados por la calidad literaria de sus textos.

En un principio, tenían previsto publicar unos seis libros al año. Aunque el ritmo real de edición es algo menor, la calidad tanto literaria como formal (buen papel ahuesado, cubierta plastificada a todo color, solapas interiores y encuadernación cosida) de sus obras es impecable. Además de libros de relatos, la Isla edita novelas y poemarios.

Y como no hay dos sin tres… tercera peculiaridad: venta exclusiva por Internet. Sus libros solo se pueden comprar a través de su página web. La razón es muy sencilla; destinan el 75% de los beneficios a seguir editando y el 25% restante a proyectos de cooperación, pero para que cuadren los números han decidido eliminar los costes de una distribución tradicional, que puede llegar a suponer casi la mitad del precio final de venta. De esta forma, pueden ofrecer libros a un precio que oscila entre los nueve y los dieciséis euros. Y lo mejor es que los ejemplares solicitados se mandan sin gastos de envío, mediante paquete postal. ¿Qué más se puede pedir?




No hay comentarios: